Margarita Lömker y Oriol Serrano, Premi Trajectòria 2019

publicado en: Uncategorized | 0

El Premi Trajectòria desde 1997 se entrega anualmente a un profesional vinculado al mundo de la cultura catalana que haya destacado en su divulgación.

Los ganadores de esta edición, Margrit Lömker y Oriol Serrano, han sido reconocidos por su compromiso empresarial y personal con el mundo del libro.

Los miembros del jurado decidieron otorgar el Premi Trajectòria 2019 a Margrit Lömker y Oriol Serrano: “por sus más de 50 años de labor frente a la distribuidora Les Punxes, modélica por su innovación y compromiso empresarial y personal con el mundo del libro, de donde son eslabón esencial. “

Margrit Lömker Suhr (1943, Bremen). En 1962 vino a estudiar a Barcelona y en 1965 se casó con Felipe Palma Claudín.

En 1972, Felipe Palma Claudín y su amigo Oriol Serrano se hicieron cargo de Les Punxes Distribuïdora, empresa fundada en 1968 por José Ferre en la librería situada en el edificio de las Punxes. Margrit Lömker colaboró ​​en la empresa desde el principio. En 1982, tras el deceso de su marido, Margrit heredó el 50% de las participaciones sociales de la empresa, y desde ese momento pasó a dirigir la empresa, conjuntamente con Oriol Serrano. Su principal tarea en Les Punxes ha sido la formación y control de la red de ventas por todo el territorio nacional. En el año 2013 comenzó a reducir gradualmente su actividad en la empresa.

Oriol Serrano (Barcelona, ​​1941). A los dieciséis años comenzó a trabajar en la editorial Vergara. Su primer trabajo fue en el departamento de administración, y al volver de la mili se incorporó, por petición propia, en el departamento de librerías. Años más tarde, y como freelance, comenzó a distribuir el fondo de varias editoriales; en ese momento hizo el servicio de novedad de Cien años de soledad de García Márquez. Poco después se incorporó a la editorial Destino donde trabajó durante 12 años, trabajo que simultaneó con un incipiente proyecto nacido en 1968: Les Punxes Distribuïdora. Finalmente y tras el traspaso de su socio y amigo, Felipe Palma, dejó Destino y junto a Margrit Lömker se dedicó, en cuerpo y alma a Les Punxes Distribuïdora.